Privatizarán la FLA

El proyecto 025, por el cual se transforma la Fábrica de Licores de Antioquia, FLA, es una puerta a la privatización de la empresa.

¿Cuáles son los puntos en los que peligra la FLA?

  1. El articulado habla de “creación” de la nueva FLA, a pesar de ser una empresa con más de 100 años de existencia. En términos prácticos, acabaría con los derechos adquiridos de distribuidores, trabajadores y demás actores del negocio.
  2. 60 personas que ganaron el concurso de méritos para ser trabajadores de la FLA y los más de 300 restantes que ya lo hacen, no tienen garantía de continuidad en ninguna parte del proyecto de la nueva empresa creada. Sería una masacre laboral.
  3. El proyecto 025 avalúa el terreno y la misma Fábrica de Licores a la baja: el terreno pasó de costar más de 455 mil millones de pesos a 318 mil y la Fábrica, estimada, en 3.5 billones a 166 mil millones con 66 mil millones de deuda. En palabras del diputado Luis Peláez: “es cambiar una multinacional por una tienda barrio”.
  4. El contrato por cuentas de participación (2% FLA, 98% Gobernación de Antioquia) desfinancia la salud y educación en el departamento. En estos momentos, el 51% de los recursos que ingresan por venta de licor se van a estos rubros, con el proyecto pasarían a ser del 2%.

El proyecto presentado por el gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria, quién en su pasado mandato intentó privatizar la empresa, no genera ningún tipo de confianza.

Solo cuatro diputados se opusieron al proyecto de transformación, entre ellos Camilo Calle y Luis Peláez del partido Verde y Dignidad, respectivamente. La participación de los trabajadores organizados en Sintrabécolicas no fue tenido en cuenta por el resto de corporados ni por la Gobernación de Antioquia. Son, para la administración Gaviria, unos convidados de piedra, aunque la transformación de la empresa fue su exigencia hace más de 33 años.

Durante el debate, el Gerente de la FLA se negó a retirar del proyecto la palabra “enajenar” del artículo 9, numeral 4. Y afirmó que ninguno de los empleados será despedido, sin embargo, no lo dice textualmente el articulado.

¿Se puede creer en la administración de Aníbal Gaviria? No. Es la misma historia con la fusión UNE – MILLICOM que se hizo en su paso por la alcaldía de Medellín y en general con las privatizaciones: devaluamos para vender y abaratamos costos para aumentar rentabilidad. Telmex, avaluado en 8.500 millones de dólares fue comprada por Carlos Slim en 1.700 y al año se cotizó en 30 mil millones, Telefónica, en Colombia, compró Telecom por 853.577 millones cuando solo los equipos y las redes costaban un billón y la venta “en condiciones desfavorables para la ciudad” del 50% de Orbitel a Luis Carlos Sarmiento y Julio Mario Santo Domingo (https://bit.ly/32TzWxF)

La Asamblea de Antioquia, con honrosas excepciones, le dio vía libre a la privatización de la empresa más importante de Antioquia con más de un billón de pesos en ingresos e importante arraigo en el pueblo del Departamento. En el futuro, cuando el desastre de Aníbal Gaviria sea evidente, las personas dignas de Antioquia retornarán al empresa a su carácter, como debe ser, realmente 100% pública.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.